Importando productos y recuerdos.

Duralgina, novatropin y vitanuova
Desprendernos del todo de nuestra Isla, es difícil; imposible. Se nos metió tan adentro que esta con nosotros, donde quiera que vayamos. Siempre en el alma y el recuerdo, la hacemos presente a veces de un modo especial, a nuestra manera. Cambiamos nombres, nos negamos a renunciar del todo a recuerdos, los materializamos y traemos al exilio de una forma u otra.

En días pasados, estuve indispuesto, con nauseas, cuando me incorporé al trabajo, una compañera me pregunto; ¿Que tomaste? Gravinol, le respondí, alguien me pregunto ¿Qué es eso? Un medicamento para los vómitos, aquí lo llaman Dramamine, pero yo lo sigo llamando; Gravinol. Era como si cambiarle el nombre, cubanizarlo, hiciera el milagro de hacer presente las manos de mi madre llevándomelo a la cama. Un nombre, lograba cambiarle el efecto, mejorarlo, hacerlo capaz de curar el cuerpo y el alma.

Cuando me recuperé y conversé con uno de mis grandes amigos, sobre el malestar que había tenido me dijo; ¿Cómo no me avisaste? Yo tenía Novatropin que mande a pedir de Cuba, eso te lo hubiera quitado todo. Cuando vivíamos en Cuba, el Peptobismol, el Tylenol y otros medicamentos nos parecían la panacea universal, el non plus ultra de la medicina moderna. Ahora que estamos del lado de acá, cuando nos llega un medicamento de nuestra islita, nos parece estar a salvo; no hay enfermedad o malestar capaz de resistírsele.

Conozco un medico, especialista de 2do grado, que mando a pedir Duralgina a su mamá. Recientemente tuvo una gripe terrible y asegura que lo único capaz de bajarle la fiebre, fue la Duralgina salvadora. ¿No seria el amor con que su madre se la envío lo que hizo el milagro de mejorarlo?

Se de una persona, que manda a pedir frijoles negros, cosechados en Pinar del Río, me la imagino recibiéndolos y cocinándolos como un manjar especial; ¡Ambrosía directo desde Pinar! Hay quienes mandan a pedir la mermelada de abuela, ninguna otra, puede comparársele, solo esa tiene el sabor exacto, para convocar memorias, familiares, ciudad e Isla. Que Conchita, ni Goya, la de abuela, es la que es.

La lista de los productos de Cuba, que pedimos desde acá, es larga. Una vez un amigo me pidió, casi me suplico le trajera unas latas de Vitanuova, según me dijo; ninguna salsa para pastas podía compararse con la fabricada en nuestra Isla. Más de una vez me han pedido frazadas de piso. Les explico que siempre le llevo a mi mamá las de aquí, y que las amigas de mi hermana cuando las ven, siempre suplican les regalen una y se van felices con su frazada amarilla, que vino directo de la Yuma. De nada valen mis explicaciones; frazadas como las de Cuba, no hay, son las mejores.

De pronto, por decreto nuestro, acuñado por la nostalgia y las ganas inmensas de traernos a nuestra islita y a nuestros seres queridos hasta acá; Cuba se ha convertido en exportadora de medicinas y artículos para el hogar. Me han contado de algunos que, ahora que pueden comprar los mejores perfumes, mandan a buscar aquellos que venden en la Isla. Es solo un intento de traerse olores familiares, evocar lugares momentos, burlar la distancia y el tiempo.

Así somos, nada podrá cambiarnos. Yo, cada vez que puedo, mando a pedir las croquetas de pollo que hace mami, como esas no hay otras. Ni siquiera las que vendían en Cheesecake factory, podían parecérsele. Las ultimas, las disfrutamos un amigo y yo, seguros que ni el mejor restaurante de Miami, podría ofrecer un manjar así.

Nosotros los cubanos, si nos dejan, cubanizamos al mundo. Me imagino a Publix, vendiendo la mermelada de la abuela de mi amiga y las croquetas de mami. A Walgreens, anunciando la venta de Duralgina, Novatropin, Gravinol y otros medicamentos nuestros. En televisión, en las cadenas ABC o FOX, un anuncio de un ama de casa trapeando con una frazada cubana y diciendo feliz; la mejor del mundo. Si nos dejan, nos inventamos una Cuba en cada esquina, en cada rincón de la ciudad, porque al final y con tremendo orgullo; nuestra Isla, esta y estará presente siempre, donde exista un cubano que la ame.

Fotografía cortesia de mi hermano, Higinio Castro.( Lo descubrí)

21 thoughts on “Importando productos y recuerdos.

  1. Increible como un escrito puede causar tantos sentimientos y remover los recuerdos, echar a andar nuestra imaginacion y trasladarnos a nuestra isla. Asi somos los cubanos, capaces de construir una Cuba en cualquier riconcito con tal de que no se escapen los recuerdos. Esta nostalgia infinita por mi isla crece cada dia mas. Gracias por acercarnos a Cuba con tus escritos, por hacernos recordar quienes somos y de donde venimos, aunque Cuba esta en mi vida diariamente, lo mismo en una bandera en mi carro que en una cadena en forma de mapa. En fin, Cuba esta en mi, hoy y siempre. Te amo mi isla y te anoro cada minuto…Saludos

  2. No puedes calcular cuanto lo disfrute. Casi igual a un buche de novatratropin o una salsa echa con vitanuova. GRACIAS por hacer de un domingo familiar. Todos juntos los de alla aqui, mas cercas que nunca.

  3. Hermano:: Con esta nota me hiciste recordar algo reciente. Un amigo compró su carro del año y pudo cumplir con su deseo: carro económico, pequeño, de cuatro puertas y sobre todo BLANCO, honrando una promesa de hace muchos años a la Virgen de La Merced por el color de su vestido y capa.
    Este amigo al llegar a la casa de su familia, les pidió por favor, le regalaran un poco de agua bendita para “bautizar” su carro. Se la trajeron pero fue algo muy especial porque, en voz baja le aclararon, “es agua bendita que trajimos del Santuario de San Lázaro, en el Rincón”.
    MI amigo se emocionó por su devoción especial hacia este santo tan milagroso.
    Cuba está y estará con nosotros en cada una de nuestras acciones. Gracias por tus escritos.

    • Ahora eres tu quien me trajo recuerdos; siempre que voy a Cuba, voy al Rincon y traigo un poco de agua bendita. Aunque no la use, tenerla ahi, al alcance de la mano, es importante para mi, un abrazo.

  4. Yo pido siempre frazadas de piso,porque esas limpian mejor que las italianas,un dia mi esposo me trajo una que habia encontrado en un super,me dice”mira son como las cubanas” y yo “que va hijo,eso no limpia ni seca nà!!” el riendose me dijo “eso es una de las cosas que amo de ti,tu patriotismo en todo y por todo!!”Sin hablar de los tamales y los coquitos que me manda mi madrecita cada vez que viene alguien para acà,y me los como con un gusto!!..sin hablar del jugo de mango Tropical,mi cervezita Cristal y mi pasta de guayaba Conchita que luego termino comiendome yo sola con queso crema y galletas de soda..las que aqui llaman crakers…jajajajaj…la lista es infinita pero no te quiero aburrir,gracias de nuevo por tus escritos.

    • Hola habanero muy bueno su escrito asi es ,yo llevo 22 años en usa y la verdad recuerdo todo de cuba increible como se extraña todo de nuestro pais.
      Muchas gracias por tus escrito que me hizo remontarme a muchisimos años atras.
      Midy

    • ADNALOY
      Hola como estas?
      Que es cogri ??te pregunto porque conoci una muchacha que hace solo meses llego de cuba y es alergica a esta pildora me sguatria ayudarle identificando cual es el nombre que usan aqui en USA para el cogri,, asi cuando ella valla a un medico pueda decir que es alergica a ese medicamento
      Muchas gracias.
      Midy

  5. Pingback: nostalgias | Cuba Material

  6. Habanero2000… me “había llegado” tu post “baño” de hace varios años atras, creo que estabas en Cuba cuando eso… interesante, un poco. Y me dije: “déjame leer algo mas reciente…” y acabo de leer tu escrito.. Mmmm, ya se ve que estas fuera de Cuba, pero con “sólo” esos dos escritos.. uno en el ¿2011? y otro ahora en el 2013 es la “diferencia” de lo que se tenía pero que no tenemos ahora, en el “mundo que lo tiene todo…”. Así es coterráneo, ya, al “lado de acá” nos damos cuenta que “no todo era tan malo” como lo presentábamos, ni todo tan macabro…, así es, a casi a todos nos pasa lo mismo…
    me alegro de todo corazón que tus cosas estén bien, mucho ACHE para ti y la familia.
    Yo otro cubano, fuera de mi corazón, que es mi país. Un poco mas al sur, por Argentina…
    Puede ser que ahora, si vuelves a leer lo de hace varios años, le harías algunos “arreglos” u otros calificativos…
    Otro abrazo…

    • Todos mis escritos en el blog han sido escritos fuera de Cuba, emigre en el 2000, por eso HABANERO2000, entre esos dos escritos que mencionas, hay alrededor de 200, revisa el blog y veras, un abrazo!

  7. Habanero2000 yo mando a pedir a Cuba mis cigarros criollos!!!! que aquí en Suecia no hay cigarro que se le compare en nada!!!! mi tía manda a pedir sus tabacos de la bodega allá en Cuba sino le queda otra compra aquí tabacos José Piedra que son hechos en Pinar del Río, que no perdemos el gusto por lo bueno. Como dijo alguien que desde afuera no todo era tan malo en allá!!!! Yo extraño mucho la comida de mi mamá y mi abuela, que manos tienen esas dos para una cosa sencillita convertirlas en un manjar!!!! muero por probar unos ricos tamales hechos por mi mamita!!!!

  8. Pingback: nostalgias | Cuba Material

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s